jueves, 19 de mayo de 2011

La magia de una Fanta

Mayo está revoltoso y voluble como damisela consentida, que para eso nos deja las flores, a cambio de concederle caprichos. A una mañana esplendorosa y cálida le sigue una tarde de lluvia y frescor.
Todo le vale y se le otorga a este mes; cuando llegue junio y sus bochornos bien que lo echaremos de menos.

Ayer, conducía mi coche bajo las aguas cuando ví una lata de Fanta rodando calle abajo. No sé si alguien le había dado una patada o se deslizaba sóla por el impulso del viento, que a esa hora tardía también presentaba sus credenciales. Aquella escena se me antojó un tanto romántica: la luz gris tan tenue, el repiqueteo de las gotas sobre el pavimento, la cierta quietud de la vida mientras la Fanta bailaba a su antojo junto al bordillo. Esos segundos de una apariencia vulgar tuvieron mucho de poesía y me demostró, como tantas veces, que quien no aprecia armonía y magia en la vida es porque no quiere.
Será que las ciudades bajo la lluvia son, para mí, sencillamente encantadoras.

15 comentarios:

Rafael dijo...

Me encanta, Mery.

En una ocasión me encontraba sentado en un banco del Parque de Doña Casilda, en Bilbao. Era un día primaveral. Al desperezarme (algo a lo bestia), arqueé el cuerpo hacia atrás, y vi la fuente y su entorno "del revés". El agua caía "hacia arriba", igual sucedía con una pelota con la que jugaban unos niños, mientras la gente paseaba invertida.

Aquella imagen me impresionó. Y me ayudó a saborear poéticamente la gravitación terrestre.

Saludos.

enrique dijo...

Es que poesía eres tú...



(colar)

Pet dijo...

Ay, y qué bien te sienta la primavera!

Mery dijo...

Rafael: tu anécdota tiene su guasa y su belleza, a partes iguales. Y entiendo muy bien lo del chorrito hacia arriba, la vida al revés tiene su encanto.


Enrique: ¿colar era la palabra clave? Y ya puestos rescatemos a Bécquer ¿por qué no?

Pet: la primavera tan alegre me trae astenia, de primeras. Luego ya me recompongo...
Un abrazo a los tres o tres para los tres

Madame X dijo...

La magia y la poesía sólo se ven cuando se sienten dentro...

Mery dijo...

Madame: cierto, y menos mal que hay poquita gente que sea incapaz de ello. El mundo sería tristón y seco.
Un beso, morena

Sombras Chinescas dijo...

...
Poned sobre los campos
un carbonero, un sabio y un poeta.
Veréis cómo el poeta admira y calla,
el sabio mira y piensa…
Seguramente, el carbonero busca
las moras o las setas.
...

Saludos.

Tu inquisidor dijo...

El inquisidor te vigila.

Mery dijo...

Sombras: eso es poesía y verdad, como Goethe.
Un abrazo

Inquisidor: ¿Torquemada quizás?

Marqués de Zas dijo...

¡Ay! ¿Todo lo miras así, o sólo las latas de Fanta?

Madame X dijo...

Otras, Mery, tienes a un inquisidor al acecho. ¡Qué miedo!

Madame X dijo...

Ostras, quería decir... jajaja

Mery dijo...

Marqués: te diría que según qué días, pero si, me gusta ponerle poesía a la vida.
Besos

Madame: si, me ha salido un vigilante temible. Habrá que estar atenta.
Un beso

pe-jota dijo...

Parece que las lluvias de mayo han hecho florecer y aflorar muchas cosas. Una primavera revuelta y un tanto encendida.

Mery dijo...

Pe-Jota: si, las primaveras no sólo revuelven las sangres en el sentido amoroso, está visto.

Buenas noches